¿Qué es el multiculturalismo?

Ejemplo de multiculturalimo

El multiculturalismo (a veces también llamado multiculturalidad) es la coexistencia de una gran variedad de culturas en el mismo espacio geográfico, físico y social. Es un concepto muy usado en las ciencias sociales. Se trata, además, de un movimiento social que busca la aceptación de las diferencias existentes entre distintas culturas que habitan en un mismo espacio, con el fin de vivir en un marco de tolerancia e igualdad. La multiculturalidad implica no solo la presencia en una misma sociedad de grupos con diferentes códigos culturales, sino la presencia de diferentes etnias, idiomas y religiones coexistiendo en un mismo espacio. El multiculturalismo es una condición frecuente de toda cultura y busca respetar la filosofía de vida de cada individuo.

En un contexto político, el multiculturalismo se refiere a cómo las sociedades implementan sus políticas oficiales y manejan la diversidad.

Características del multiculturalismo

  • Promover el desarrollo y la convivencia pacífica entre las culturas coexistentes.
  • Buscar y fomentar el intercambio de ideas entre culturas.
  • Lograr un entendimiento entre los distintos grupos presentes en un espacio geográfico, así como encontrar el equilibrio en sus diferencias para la integración sin conflictividad social.

Existen dos teorías principales respecto al funcionamiento del multiculturalismo: la teoría del crisol de culturas y la teoría de la ensaladera.

El multiculturalismo puede ser llevado a gran escala o dentro de las comunidades de una nación. También puede ocurrir de forma natural como consecuencia de procesos migratorios, o artificialmente cuando distintas culturas son combinadas mediante un decreto, como en el caso de las distintas provincias canadienses británicas y francesas.

Hay distintas opiniones de cómo debe ser manejado el multiculturalismo, y es un tema contencioso. Los defensores del multiculturalismo piensan que se deben preservar al menos algunos valores de las culturas tradicionales; por el contrario, quienes se oponen opinan que el multiculturalismo es una amenaza al influir sobre la cultura predominante, buscando que se pierda la identidad nacional. Esto se ha convertido, por supuesto, en un gran problema sociopolítico.

La teoría del crisol de culturas

También conocida como la teoría melting pot, se fundamenta en la idea de que los grandes grupos de inmigrantes se mezclarán y “fundirán” con la sociedad predominante al desenvolverse dentro de la sociedad predominante, dejando atrás al menos parte de su cultura originaria. El ejemplo clásico de esta definición es Estados unidos.

Esta teoría a menudo es ilustrada mediante la metáfora de las ollas de fundición, en la que los elementos de hierro y carbono se funden para crear un metal único y más fuerte: el acero. El inmigrante franco-estadounidense J. Hector St. John de Crevecoeur lo describió así en el año 1782: ”Individuos de todas las naciones se funden en una nueva raza de hombres, cuyos trabajos y sucesores algún día causarán grandes cambios en el mundo”.

Este modelo ha sido fuertemente criticado por acabar con la diversidad, menoscabar las tradiciones originarias y por ser impuesto mediante políticas gubernamentales. Por ejemplo, en 1934 la Ley de reorganización india de los Estados Unidos forzó la asimilación de 350.000 indígenas a la sociedad americana, sin importar su diversidad, herencia, cultura y estilo de vida.

La teoría de la ensaladera

Esta es una teoría con más libertades: habla de una sociedad en coexistencia, manteniendo al menos algunas de sus características únicas que permiten que las culturas originarias persistan en el tiempo. La metáfora es que en el mismo plato se pueden combinar varios ingredientes con sabores mixtos, haciendo así una ensalada. En la teoría de la ensaladera las distintas culturas se unen y mezclan, pero en lugar de fusionarse en una única sociedad homogénea, coexisten manteniendo sus sabores distintivos, lenguajes y características propias.

La teoría de la ensaladera afirma que no es necesario que las personas renuncien a su herencia cultural para ser consideradas miembros de la sociedad dominante. Por ejemplo, los afroamericanos o afrodescendientes no necesitan dejar de practicar las fiestas africanas de Kwanzaa en lugar de la Navidad para ser considerados “estadounidenses”.

En el lado negativo, las diferencias culturales fomentadas por el modelo de la teoría de la ensaladera pueden dividir a una sociedad y generar prejuicios y discriminación.

Estudios del politólogo estadounidense Robert Putnam del 2007 señalan que los individuos que viven en las sociedades multiculturales tipo ensaladera tienden menos a votar u ofrecerse como voluntarios para proyectos comunitarios en sus propios ambientes.

La importancia de la diversidad

  • Una sociedad verdaderamente diversa es aquella que reconoce y valora las diferencias culturales en su gente.
  • Los defensores de la diversidad cultural argumentan que la multiculturalidad fortalece a la sociedad y puede, de hecho, ser vital para su supervivencia a largo plazo.
  • Hoy en día, en muchos países, lugares de trabajo y centros de estudios hay diferentes grupos culturales, religiosos y étnicos. Al reconocer y aprender sobre estos diversos grupos las comunidades generan confianza, respeto y comprensión hacia todas las culturas.

Las comunidades y organizaciones en todos los entornos se benefician de los diferentes orígenes, habilidades, experiencias y nuevas formas de pensar que vienen con la diversidad cultural.

La declaración universal sobre la diversidad cultural como patrimonio de la humanidad expresa que es fuente de intercambios, innovación y creatividad. En este sentido, constituye el patrimonio común de la humanidad y debe ser reconocida y consolidada en beneficio de las generaciones presentes y futuras.

”La diversidad cultural es tan necesaria para el género humano como la diversidad biológica para los organismos vivos.” UNESCO, 2001.

Fuentes

  • St. John de Crevecoeur, J. Hector (1782). Cartas de un granjero americano. El proyecto Avalon. Universidad de Yale.   
  • De La Torre, Miguel A. El problema con el crisol de culturas. EthicsDaily.com (2009).  
  • Hauptman, Laurence M. Salir de la Reserva: Memorias. Prensa de la Universidad de California. 
  • Jonas, Michael. La desventaja de la diversidad. The Boston Globe (Agosto, 2007).
  • Declaración Universal de la UNESCO sobre la Diversidad Cultural. UNESCO, 2001.