Las mejores canciones de Van Halen de los ochenta

Artículo revisado y aprobado por nuestro equipo editorial, siguiendo los criterios de redacción y edición de YuBrain.

Seguramente extrañaremos a Eddie Van Halen. Su legado fue único e incomparable en la escena musical de la guitarra eléctrica. Lo mismo podemos decir de su legendaria banda, la cual solo dejó de actuar después de que el propio Eddie comenzara la etapa más dura en su feroz batalla contra el cáncer. Una batalla que no pudo ganar y que le quitó la vida en el 2020 a los 65 años de edad.

A pesar de una fanaticada dividida debido a dos de los cambios más controversiales en su formación, la banda mantuvo su popularidad a través de las décadas y las entradas a sus conciertos siempre se agotaban.

A principios de la década de los ochenta, Van Halen era uno de los grupos de rock más exitosos del momento. Y todo este éxito lo acumularon desde su época en bares hasta que Eruption sonara en las estaciones radiales de Estados Unidos. No es de extrañar entonces que el álbum 1984 (que salió en el año en cuestión) fuera un éxito comercial con ventas en Estados Unidos con 10 millones de copias y cuatro sencillos exitosos; su sencillo principal, Jump, fue sencillo número uno de la banda en el Billboard Hot 100.

He aquí una combinación de las canciones que muestran el carácter y alcance creativo de la banda. No todas son éxitos en las listas pero sí servirán a los nuevos fans para descubrir por qué esta banda fue tan especial:

1.- Hot For Teacher

No creemos que una canción como esta podría aparecer en estos tiempos políticamente correctos que vivimos. Empezando por el título, que básicamente describe la atracción de un varón adolescente en plena pubertad por su profesora. La canción está inspirada en las vivencias juveniles del mismísimo Lee Roth, quien dirigía sus afectos a una empleada de su secundaria, de quien puede que nunca sepamos el nombre. El divertido video fue muy popular en su momento en MTV y muestra un joven en su primer día de clases junto con la famosa encarnación infantil de la banda. Esta canción fue el último single de la banda antes de que David Lee Roth abandonara sus labores al año siguiente. Es parte del álbum 1984.

2.- Eruption

Es sorprendente que un segmento instrumental pueda ser tan icónico, incluso con la escasa duración de menos de dos minutos. Luego no nos parece tan raro cuando pensamos que popularizó la técnica del tapping a dos manos en la escena mainstream de la guitarra eléctrica. De hecho, hoy en día sigue siendo bastante común que millones de jóvenes entusiastas de la guitarra eléctrica en todo el mundo reciban un “¡toca Eruption!” cada vez que se presentan ante un nuevo grupo de personas por primera vez. Y es que Eddie tenía una fórmula mágica para pegarse a los oídos de varias generaciones.

3.- You Really Got Me

Este es un cover de The Kinks que, curiosamente, hizo que la historia se repitiera, ya que The Kinks impulsó su carrera en la radio con un cover de otra banda. Así mismo hizo Van Halen con esta joya. La banda de Pasadena, California estuvo tocando su versión por años en sus presentaciones en vivo, mucho antes de grabarla por primera vez. Se hizo común escucharla en la radio con Eruption a manera de intro, popularizando así la novedosa técnica de Eddie.

4.- Ain’t Talkin’ ’bout Love

Una de las canciones más icónicas de Van Halen. Y no es solo porque se entienda claramente de qué se trata la canción, es el riff del intro, un riff que definiría una época venidera, el sentimiento del hair metal de los ochenta. Irónicamente, Eddie Van Halen pensó que no era una canción suficientemente buena para mostrársela a sus compañeros de banda (la concibió como una parodia del género punk rock, el cual a menudo se considera como un género rival de heavy metal). Fue una de las pocas canciones que Sammy Hagar estuvo dispuesto a cantar en vivo cuando reemplazó a David Lee Roth en plena mitad de la década de los ochenta.

5.- Jump

Aunque parezca increíble, esta canción tan icónica recibió muchos rechazos antes de salir a la luz. Eddie Van Halen había escrito el riff para sintetizador dos años antes de siquiera poder grabarla. Y es que David Lee Roth no estaba convencido con la melodía y prefería al Eddie guitarrista. Roth escribió la letra de Jump después de ver a un hombre dudar sobre si debía suicidarse saltando de un rascacielos.

6.- Best of Both Worlds

Para 1984, el nuevo vocalista de Van Halen, Sammy Hagar, hizo su debut en esta pieza en el álbum 5519. Se puede interpretar como una canción sobre los conflictos para tomar decisiones importantes en la vida. Podemos decir que refleja la difícil la decisión de cambiar de vocalista que tuvo la banda en aquel momento pero desde una óptica bastante optimista. En 2004, la banda sacaría al mercado un disco de éxitos con el nombre de esta pieza. Este disco se concibió como un homenaje a las dos marcadas y controversiales eras de la banda: la primera con David Lee Roth y la segunda con Sammy Hagar. Esto fue muy acertado, teniendo en cuenta que muchos fans no pueden decidir que época de la banda les gusta más. El álbum de éxitos con este nombre también resulta el último en el que el bajista original Michael Anthony colabora con la banda.

7.- Everybody Wants Some!!

Este tema del disco Women and Children First es una de esas canciones que se convierten en los momentos más esperados durante un concierto. Everybody Wants Some!! fue eso y mucho más durante la primera etapa de la banda con David Lee Roth. La canción tiene segmentos muy peculiares que podrían considerarse experimentales para una banda de su género. Por ejemplo, empieza con unos tambores tribales y nos muestra a un Roth hablando como si se tratara de un segmento rap. De hecho, en los conciertos la banda se valía de esta canción para que su querido vocalista original conversara con la audiencia por varios minutos.

8.- Little Guitars

Esta canción del álbum Diver Down, nació de una parada de la banda en Nashville. A Eddie le ofrecieron una guitarra eléctrica muy especial hecha por un lutier local y él la compró de inmediato. Con ella compuso algo bastante experimental para el género de la banda: una canción con sonido flamenco. Y es que la peculiar guitarra no solo era más pequeña de lo normal sino que tenía un sonido tan peculiar que a Eddie le recordaba a la música mexicana. Eddie adaptó sus propias técnicas para conseguir el sonido deseado y más tarde compró una segunda guitarra al afortunado lutier. Este es el tipo de canciones que nos recuerdan lo innovador que podía ser Eddie dentro de las propias fronteras de su sonido.

9.- Panama

Como tercer single para el álbum 1984, esta canción está grabada en la memoria de los fans por varias razones, algunas no precisamente musicales. En primer lugar, es la canción en la que Eddie hace sonar el motor de su famoso Lamborghini Miura S de 1972. Para lograr esto, llevaron el automóvil al estudio y ataron varios micrófonos al tubo de escape. También fue compuesta por David Lee Roth luego de ser acusado de solo componer canciones sobre mujeres, fiestas y automóviles. Roth se dio cuenta de que no había escrito ninguna canción sobre automóviles, así que decidió componer algo sobre uno que había visto correr en Las Vegas: el Panama Express.

10.- Dreams

Una de las canciones favoritas de Sammy Hagar. Se compuso durante su era para el álbum 5150 y se tocó durante todas las giras que incluyeron a este vocalista. Se utilizó en múltiples ocasiones, como en junio de 1995, cuando se presentó a las nuevas generaciones al usarse en la película Mighty Morphing Power Rangers: The Movie. También se incluyó en el cierre de campaña 2004 del Partido Demócrata durante el discurso de aceptación de John Kerry. Hagar ha dicho que es una de sus canciones favoritas, e incluso compuso un arreglo propio para tocarla con su propia agrupación. Hagar toca una versión más lenta, con instrumentos acústicos, lo que le da un carácter más contemplativo a la pieza.

mm
Isabel Matos (M.A.)
(Master en en Inglés como lengua extranjera.) - COLABORADORA. Redactora y divulgadora.

Artículos relacionados