Biografía de Robert Hooke, descubridor de las células

Artículo revisado y aprobado por nuestro equipo editorial, siguiendo los criterios de redacción y edición de YuBrain.
Aprende lo que quieras. Hay miles de cursos populares entre los que elegir.

Robert Hooke fue un polifacético científico y arquitecto británico que hizo numerosas contribuciones tanto a la ciencia como a la ingeniería, además de a numerosos otros campos del conocimiento. Es mejor conocido por sus aportes a la física en la forma de la ley de Hooke que describe el comportamiento de los materiales elásticos y por el descubrimiento de las células, dando inicio al estudio de la microbiología.

Se le considera un erudito por sus amplios conocimientos en campos tan diversos como la física, la química, la biología, la matemática, la ingeniería y la arquitectura, así como la filosofía y el arte. Durante su vida, mostró una habilidad sorprendente para desarrollar soluciones creativas para problemas complejos gracias a la combinación de sus vastos conocimientos interdisciplinares.

Nacimiento e infancia

Robert Hooke nació el 18 de julio de 1635 en la ciudad de Freshwater en la Isla de Wight, en la costa sur de Inglaterra. Fue el segundo hijo del segundo matrimonio de su padre, John Hooke, quien fuera vicario de la ciudad de Freshwater. John Hooke se casó con la madre de Robert, Cecily Gyles, en 1622, siete años después de que su primera esposa, Margaret Lawson, muriera en 1615. El hermano mayor de Robert, John, ya contaba con cinco años de edad para cuando nació su hermano menor.

La infancia temprana de Robert Hooke estuvo marcada por una salud frágil que hizo que pasara la mayor parte del tiempo en casa. Hasta la muerte de su padre a los trece años de edad, Robert no salió de su lugar de origen para viajar a otra ciudad. En ese primer viaje comenzó una formación académica y artística que harían de Robert Hooke el erudito en el que llegó a convertirse más adelante.

Educación

Los primeros estudios de Robert Hooke no tuvieron nada que ver con la ciencia. A los trece años de edad salió de la Isla de Wight y se dirigió a Londres donde se convirtió en aprendiz del reconocido artista inglés Peter Lely. A pesar de que mostró gran habilidad para la pintura, no pudo continuar su aprendizaje debido a su delicada salud. Los vapores de los solventes utilizados en la preparación de las pinturas le afectaban considerablemente.

Debido a ello, Robert dejó el taller de Lely y se inscribió en la Escuela de Westminster de Londres. Allí comenzó su formación académica formal en distintas áreas, incluyendo lenguas como el hebreo, el latín y el griego. También fue en esta prestigiosa escuela donde aprendió el delicado oficio de la lutería (un lutier se dedica a la construcción, ajuste y reparación de instrumentos musicales), que le aportaría la base para el diseño y construcción de diversos instrumentos científicos a lo largo de su fructífera carrera profesional.

Tras graduarse en Westminster, llevó a cabo sus estudios universitarios en la Universidad de Oxford, específicamente en el College Christ Church. Durante sus estudios, comenzó a trabajar para Thomas Willis y Robert Boyle. Este último le encargó el diseño y construcción de una bomba de aire, que luego utilizaría para desarrollar su conocida ley de los gases (la Ley de Boyle) que expresa la relación entre la presión y el volumen de un gas mantenido a temperatura constante.

También en Oxford llevó a cabo algunos de sus más destacados descubrimientos científicos.

Contribuciones a la ciencia

Sus habilidades como fabricante de instrumentos musicales, su conocimiento científico y todo lo aprendido durante sus estudios en Oxford permitieron a Hooke inventar numerosos instrumentos científicos de gran importancia. Esto le ganó epítetos como “el hombre del renacimiento” y “el Da Vinci inglés.”

La ley de elasticidad o Ley de Hooke

Los aportes más importantes de Robert Hooke se relacionaron con la física, la biología y la óptica. En 1655, aún en Oxford, desarrolló su ley de la elasticidad, que pasó luego a conocerse como la Ley de Hooke. Esta establece que la deformación de los materiales elásticos es proporcional a la fuerza aplicada sobre los mismos. Se trata de una de las leyes fundamentales de la mecánica clásica y establece las bases para entender el comportamiento de los cuerpos sometidos a esfuerzos de tensión y compresión.

Hooke empleó el conocimiento recién adquirido sobre el funcionamiento de los resortes y lo aplicó en la invención del resorte de equilibrio para el control del período de los relojes (también era un habilidoso fabricante de relojes).

Contribuciones en el campo de la óptica

Por otro lado, Hooke también estaba interesado en el estudio de la óptica y de las propiedades de la luz. Fue de los primeros en reportar el comportamiento ondulatorio de la luz y, además, fue el primero en construir un telescopio gregoriano ( inventado por James Gregory, pero que no tenía acceso a los materiales necesarios para fabricar los espejos). Con el uso del telescopio gregoriano, Hooke llevó a cabo incontables estudios astronómicos sobre el movimiento de los planetas. Estudió la Luna (hay un cráter bautizado en su nombre), el planeta Marte y otros cuerpos celestes.

Contribuciones a la astronomía y astrofísica

Gracias al uso del telescopio gregoriano, Hooke estuvo muy cerca de deducir la relación cuadrada inversa de la fuerza gravitacional con la distancia antes que el mismo Newton. De hecho, criticó abiertamente al que se considera el padre de la mecánica clásica por no darle el merecido crédito al desarrollar su teoría de la gravitación publicada en su obra maestra, Principia, acusando a Newton de plagio a ese respecto. Muchos historiadores opinan que esta fue, al menos en parte, la causa de que Hooke se tornara algo malhumorado y huraño en sus últimos años de vida.

El descubrimiento de la célula

Finalmente, su mayor contribución a la ciencia fue el perfeccionamiento del microscopio que le permitió observar microorganismos por primera vez en la historia de la humanidad. Al observar una sección transversal de un trozo de corcho de botella con su recién mejorado microscopio, notó la presencia de estructuras similares a un panal con pequeñas celdas huecas, rodeadas de lo que parecía ser una pared.

Hooke inmediatamente comenzó una serie de observaciones del mundo microscópico que publicó en su obra maestra y mayor contribución a la humanidad, Micrographia, publicada en 1665. La obra presenta un conjunto de imágenes, exquisitamente dibujadas gracias a su formación artística temprana en los talleres de Peter Lely. Hooke acuño el término “célula” para describir a estas pequeñas estructuras aparentemente comunes a todos los seres vivos, por muy pequeños que estos sean.

Micrographia es una de las obras más importantes en la historia de la biología, ya que implicó un cambio total de paradigma en relación a la forma como vemos el mundo de los sistemas vivos. Sin embargo, muchos científicos de la época cuestionaron sus resultados, simplemente porque les parecía demasiado increíble que la materia pudiera ser tan compleja o presentar formas tan exóticas como las que dibujaba Hooke en sus trabajos.

Fue un proponente temprano de la teoría de la evolución

Otra de las contribuciones importantes de Hooke a la ciencia también proviene de sus observaciones a través del microscopio. La observación de una serie de fósiles microscópicos, llevó a Hooke a proponer una forma primitiva de la teoría de la evolución.

Contribuciones a la arquitectura

Como parte de su naturaleza polifacética, Robert Hooke no solo se dedicó a la ciencia o a la ingeniería. Su vida puede dividirse en una fase en la que fue un investigador científico muy prolífico y exitoso, aunque sin rendimiento económico. Luego, ejerció como arquitecto después del gran incendio de Londres de 1666, con lo que amasó una fortuna considerable.

Su éxito y notoriedad en la Universidad de Oxford le valió el nombramiento como Curador de Experimentos de la Real Sociedad de Londres en 1662. Más adelante, fue nombrado miembro de la Real Sociedad de Londres, lo que le valió establecer muchas conexiones con el gobierno local. Tras el gran incendio, Hooke fue nombrado Topógrafo de la ciudad de Londres y participó activamente en el rediseño y reconstrucción de la ciudad. Se estima que Hooke en persona diseñó la reconstrucción o nueva edificación de cerca de la mitad de los edificios que fueron destruidos por el incendio, ganando buenas comisioines con cada diseño.

La mayoría de las edificaciones que él diseño ya no existen y muchas otras fueron adjudicadas erróneamente a otros arquitectos. Sin embargo, aún quedan algunas en pie que llevan su nombre. Podemos decir, entonces, que Robert Hooke contribuyó de manera significativa a darle forma a la cara de la capital inglesa durante los finales del siglo XVII.

Muerte de Robert Hooke

Robert Hooke murió el 3 de marzo de 1703 en la ciudad de Londres. Su muerte se atribuye al escorbuto y, posiblemente, a alguna otra enfermedad desconocida; contaba para ese entonces con 68 años de edad. Nunca se casó ni dejó hijos, y su fortuna se encontró en su habitación tras su muerte. Se sabe que fue enterrado en el campo santo de St. Helen’s Bishopsgate en la ciudad de Londres, aunque la ubicación exacta de su tumba es desconocida.

Los trabajos de Robert Hooke no solo contribuyeron enormemente de manera directa con sus resultados a la ciencia, ingeniería y otros campos, sino que también lo hicieron de manera indirecta. Varias teorías de Hooke sirvieron de inspiración para otros estudios de gran importancia entre los que destaca el trabajo de Newton. Newton se vio tan afectado por las acusaciones de Hooke sobre el plagio de la teoría de gravitación universal que pospuso la publicación de su obra “Optica” hasta después de la muerte de Hooke.

Otros científicos notables cuyo trabajo se basó en los descubrimientos de Hooke fueron el padre de la microbiología, Antoni van Leeuwenhoek, y el geólogo y anatomista Niels Stensen.

Referencias

Arrimada, M. (2021, 16 diciembre). Robert Hooke: biografía y aportes de este investigador inglés. Psicología y Mente. https://psicologiaymente.com/biografias/robert-hooke

Biography. (2020, 22 junio). Robert Hooke. https://www.biography.com/scholar/robert-hooke

Fernández, T., & Tamaro, E. (2004). Biografia de Robert Hooke. Biografías y Vidas. https://www.biografiasyvidas.com/biografia/h/hooke.htm

Hurtado De Mendoza, J. (s. f.). Anatomía Patológica – Robert Hooke (1635 – 1703). Anatomía Patológica. https://especialidades.sld.cu/anatomiapatologica/personalidades-de-la-patologia-en-cuba-y-el-mundo/robert-hooke-1635-1703/

The Editors of Encyclopaedia Britannica. (2022, 27 febrero). Robert Hooke | Biography, Discoveries, & Facts. Encyclopedia Britannica. https://www.britannica.com/biography/Robert-Hooke

The Editors of Encyclopedia Britannica. (s. f.). Micrographia | work by Hooke. Encyclopedia Britannica. https://www.britannica.com/topic/Micrographia

TheSchoolRun. (s. f.). Robert Hooke. https://www.theschoolrun.com/homework-help/robert-hooke

mm
Israel Parada (Licentiate,Professor ULA)
(Licenciado en Química) - AUTOR. Profesor universitario de Química. Divulgador científico.

Artículos relacionados

Qué es el bórax